Imagen

Supralapsarianismo

Gordon Clark Haddon
 

TRADUCCION : Raul  Loyola Román  

“… por Dios, que creó el universo para que multiforme  sabiduría de Dios pudiese ser ahora  conocida por medio de la iglesia, por gobernadores y autoridad en [dominios] celestiales… ” (Efesios 3:9,10, traducción del autor).

La visión de que Dios creó el universo para manifestar su multiforme sabiduría es, como dice Hodge, la visión supralapsariana. Contra esta interpretación, Hodge plantea cuatro objeciones:

(1) El pasaje es el único en la Escritura previsto como directamente afirmando el supralapsarianismo, y el  supralapsarianismo es extraño al Nuevo Testamento.

(2) Aparte de las objeciones doctrinales, esta interpretación requiere una conexión no-natural sobre las  cláusulas. La idea de creación es totalmente subordinada y no esencial: ella  podría haber sido omitida sin afectar sustancialmente el sentido del pasaje.

(3) El tema del pasaje dice respecto a la predicación de Pablo, solamente  conectando a la cláusula de propósito con la predicación de Pablo es que la unidad del texto puede ser preservada.

(4) La palabra ahora, en contraste con el encubrimiento anterior, apoya la referencia a la predicación de Pablo. Fue la predicación de Pablo que tenía puesto ahora un fin al misterio oculto. Estas son las cuatro objeciones de Hodge.

Consideremos la  última  primeramente. Es cierto que fue la predicación de Pablo que fundó la Iglesia, y la fundación de la Iglesia dio a conocer la sabiduría de Dios y los poderes del cielo. La interpretación Supralapsariana no niega que la predicación de Pablo no haya jugado un papel tan importante en el plan eterno de Dios. Pero aun así, la  predicación de Pablo no fue la causa inmediata de la revelación de la sabiduría de Dios. Fue la existencia de la Iglesia, que fue la causa inmediata. Todavía la gramática nos impide decir que la Iglesia fue fundada para que  la sabiduría de Dios pudiese ser revelada. Es cierto que la Iglesia fue fundada para revelar la sabiduría de Dios, pero eso no es lo que dice el versículo. Ahora bien, si varios eventos ocurrieran, llevando  a la revelación de la sabiduría de Dios, incluyendo la fundación de la Iglesia, la predicación de Pablo, y, ciertamente, la muerte y resurrección de Cristo
que Pablo predicó, la palabra ahora en el versículo no puede ser utilizado para seleccionar la predicación de Pablo en contraste con otros eventos mencionados en el pasaje. Por lo tanto, la cuarta objeción de  Hodge  es pobre.

Ahora, la primera objeción dice: Ese es el único pasaje en la Escritura previsto como directamente afirmando el supralapsarianismo, y el  supralapsarianismo es  extraño al Nuevo Testamento. La última parte de la objeción es sin duda un –petitio principii-, es decir, Hodge utiliza un argumento circular. Si este versículo enseña el supralapsarianismo, entonces la doctrina no es extraña al Nuevo Testamento. En primer lugar, debemos  determinar lo que el versículo quiere decir; entonces debemos saber lo que está en el Nuevo Testamento y lo que no.

De hecho, si este versículo fuese en realidad el único versículo en la Biblia con insinuaciones supralapsarianas, estaríamos justificados en albergar alguna sospecha en cuanto a la interpretación. Hodge no dice explícitamente que este es el único  versículo, él dice que es el único versículo previsto como directamente afirmando el  supralapsarianismo .

Bueno, en realidad, aunque este versículo afirma directamente toda la compleja visión  supralapsariana. Pocos versículos de las Escrituras afirman directamente o  todo de una doctrina importante. Por lo tanto, debemos reconocer grados de explicación, de afirmaciones parciales, e incluso fragmentarios de  una doctrina. Y con este reconocimiento, regularmente examinado  en el desarrollo de una doctrina, es claro que este versículo no permanece solo en la sospecha.

El Supralapsarianismo, por toda su insistencia en un cierto orden lógico de los decretos divinos, es esencialmente, así nos parece, la visión indiscutible que Dios controla el universo con un propósito. Dios actúa con un propósito. Él tenía un fin en vista y ve el fin desde el principio. Cada verso en la Escritura que de una forma u otra, se refiere a la multiforme sabiduría de Dios, cualquier declaración que indique que un evento anterior es con el propósito de causa de un hecho subsiguiente, toda mención de un plan eterno exhaustivo, contribuye para una interpretación teológica, y por lo tanto, supralapsariana de control de la historia por  Dios. En este sentido, Efesios 3:10 claramente no está solo.

La conexión entre supralapsarianismo y el hecho de que Dios siempre actúa con propósito depende de la observación de que el orden lógico de cualquier plan es el reverso exacto de su ejecución temporal. El primer paso en cualquier planificación es el fin a ser  alcanzado, entonces los medios son  decididos con  base este fin, hasta que, por ultimo, la primera cosa  que se hace es descubierta. La ejecución en el tiempo se invierte al orden de la planificación. Por lo tanto, la creación, como es la primera en la historia, debe ser lógicamente la última en los decretos divinos.

Por lo tanto, todo pasaje de la Escritura que se refiere a la sabiduría de Dios también  apoya Efesios 3:10.

Consideremos ahora la objeción numero dos. Hodge reivindica  que la interpretación  supralapsaria de este versículo impone una conexión no- natural sobre las cláusulas. La idea de la creación, dice el, es totalmente no-esencial y podría haber sido omitido sin afectar sustancialmente sentido del pasaje.

No es  evidente que  Hodge no sabe cómo tratar con referencia a la creación? Él afirma que no es esencial, una consideración  incidental  e impensada que  no afecta el significado del pasaje. Este estilo de escritura descuidada, no parece ser el estilo habitual de Pablo.

Por ejemplo, en Gálatas 1:1, Pablo dice: ” Pablo, apóstol, no por investidura ni mediación humanas, sino por Jesucristo y por Dios Padre, que lo levantó de entre los muertos. ” ¿Por qué ahora que Pablo menciona Dios resucitó a Jesucristo? Si se trataba de un examen casual, sin conexión lógica con el significado del pasaje, una consideración incidental  destinada sólo para hablar de algún aspecto de la gloria de Dios, Pablo podría haber dicho el Del mismo modo, “Dios, que creó el universo.”
 
Pero es bastante claro que Pablo tenía un propósito consciente para seleccionar la  Resurrección en lugar de la creación. Él quería hacer hincapié, en contra de sus detractores, que el tenia la autoridad apostólica que había recibido de Jesucristo mismo. Y Jesús Cristo fue capaz de darle  esta autoridad porque no estaba muerto, pero
fue resucitado por Dios.

Así, como Pablo elige la idea de resurrección en lugar de en la creación en  Gálatas 1:1, el  también opta por la creación en lugar de la resurrección en Efesios 3:9, porque la idea de la creación contribuye con cierto sentido para su pensamiento.

Ciertamente, la interpretación teológica o supralapsaria de  Efesios 3:10 acomoda la idea de creación y, por otro lado, una interpretación que no puede  dar ningún sentido a estas palabras es una mala interpretación.

La objeción que queda es que sólo haciendo de la predicación de Pablo o antecedente de cláusula de propósito puede preservar la unidad de contexto. O parece ser el caso inverso. Hodge no sólo  falla en  reconocer la mención de la creación , y así disminuir la unidad,  pero además,  el énfasis sobre el propósito, que va desde la creación hasta el presente, unifica el pasaje  de un de forma muy satisfactoria.

 La comprensión teológica de la operación de Dios, de hecho, nos permite combinar las tres interpretaciones, incluyendo la  segunda que en sí mismo tiene poco que ver a su favor, un pensamiento unificado. Puesto que Dios lo hace todo con un propósito de preparar  lo que sigue,  podemos decir que Dio guardo  el secreto oculto para revelarlo ahora, y que Pablo predicó el evangelio para revelarlo ahora. Pero si Dios no hubiera creado el mundo, no habría ningún Pablo para predicar, ninguna  iglesia en la que la revelación podría ser hecha, ningún poder celestial sobre  en el cual imprimir la idea de la sabiduría multiforme de Dios. Solamente   conectando  la cláusula de propósito
antecedente inmediato con respecto ala creación,  un sentido de  unificación puede ser obtenido a partir del pasaje como un todo.

Así que en conclusión, si bien es la otra interpretación  sea gramaticalmente  posible, la idea de que Dios creó el mundo con el propósito de revelar su sabiduría se torna en tal sentido  mejor.

Fuente: Efesios, Gordon Clark, Trinity Foundation, páginas 110-114.

TRADUCCION : Raul  Loyola Román 

https://www.facebook.com/raul.loyolaroman

Anuncios